Presas bajo tierra, una alternativa de solución al problema del agua en el país: Miguel Álvarez Sánchez  

 

 

Tuxtla Gutiérrez, Chis., 22 ENE.-La empresa nacional Presas Bajo Tierra, S. A. de C. V., ofrece como una alternativa de solución al problema del abasto de agua en comunidades pequeñas de dos mil 500 habitantes o para ser utilizadas en zonas productoras del estado, que requieran del vital líquido los 365 días del años, nos explica su director general, Miguel Álvarez Sánchez

El empresario quien estuvo en Chiapas para participar en el foro “La Importancia del agua del sureste para el desarrollo de México, explicó durante una breve entrevista las ventajas que ofrece este novedoso sistema de infraestructura y recolección, así como el impacto ecológico de las presas subterráneas, como una alternativa para solucionar los problemas de agua en zonas semidesérticas o aquellas donde existe pero requiere de un reabastecimiento de los mantos freáticos.

Las presas bajo tierra  son para aquellas comunidades que tienen problemas de agua o que están alejadas de ríos, arroyos o cualquier otro tipo de abastecimiento del vital líquido para su consumo, o sencillamente alejadas de los servicios que proporcionan los gobiernos estatal o municipal y no pueden ser atendidos atenderlas al 100 por ciento, de no ser por sistemas autónomos que son económicamente más viables que los métodos tradicionales.

El empresario ejemplificó la terminación de una reciente obra en la comunidad tarahumara de Samachique, Chihuahua, una presa bajo tierra, un sistema totalmente independiente, que lo construimos para el gobierno federal el año pasado, ordenado por la entonces Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, que hoy el nuevo gobierno la mantiene bajo otro nombre, pero hoy el sistema está funcionando para beneficio de la comunidad, con lo que ahí el gobierno solucionó el problema que tenían con relación al agua.

Con ello, dijo, se ha ayudado a estabilizar la vida normal de la comunidad y afortunadamente el sistema es totalmente independiente y está dando el servicio a más de dos mil 700 personas de aquella región del estado de Chihuahua.

Detalló que las presas bajo tierra son estructuras que se construyen enterradas con diferentes técnicas, se bloquea el flujo del agua sub superficial y nosotros implementamos el sistema de captación y extracción -ya patentado bajo el número 347027-, y una vez que el agua está controlada se extrae para su distribución y uso.

Otra cosa atractiva –agregó-,  aparte de lo que he mencionado, que no son caros los sistemas, son económicos, que están dando agua los 365 días del año a las comunidades que no contaban con el vital líquido, expuso Álvarez Sánchez.

Este sistema también se va a proponer a los productores chiapanecos, en particular a los del Soconusco quienes ya lo conocen y con los que se platicará para que a detalle se enteren de lo que es capaz el sistema para el riego de sus tierras y producir cosechas en abundancia, que resultará además muy eficiente para sus cosechas aun en tiempo de secas, precisó el empresario.

Dijo que se entrevistará con productores de cacao, café, banano y palma de aceite para darles una breve exposición del proyecto de “presas bajo tierra”.

La empresa que dirige Miguel Álvarez Sánchez se encuentra en la Ciudad de Querétaro.

Para los efectos de contratación explicó se requiere visitar la zona en donde se va a construir el proyecto, de ahí se determina si se puede o no llevar a cabo la primera etapa y definir que estudios se requieren para la conceptualización de una presa y la última sería la construcción de la misma.

Pero entonces la forma de llevarla a cabo es saliendo de estos tres pasos mencionados y contactarnos para efectos de realizar la primer visita, dijo.

Señaló que en aquellos lugares que es cíclica la presencia del agua, por aquello de la escasez de la misma por la falta de lluvias, porque los ríos se secan, así como los mantos freáticos, es ahí donde entra a operar la presa bajo tierra, porque ya controlado el flujo del agua y almacenado debajo de la tierra, en ese momento colocamos el sistema de captación y el sistema de extracción para luego proveer el agua a la comunidad o a las zonas de riego.

Dijo que el beneficio puede ser mayor en aquellas zonas en donde escasea el agua donde la presencia es cíclica y el ciclo solo se diferencia por el tiempo. Hay lugares en donde la presencia del ciclo del agua es cada año y hay lugares en donde es más espaciada, pero el concepto de solución de presas bajo tierra, sigue siendo el mismo, y funciona, aseguró.

Aseguró que todo mundo puede tener acceso  a este sistema de agua, con todos podemos platicar y analizar el problema que tengan y buscar la solución a través de las presas bajo tierra. Este sistema aclaró, no es muy caro, en donde los precios dependen de lo que ofrece la naturaleza. No hemos tenido un proyecto que pase de los 12 millones de pesos, incluyendo impuestos.

Indicó que cuando se alejan las temporadas de lluvias son estas presas que adquieren un valor más importante porque almacenan el agua que está corriendo y la guarda durante la temporada de secas.

En la segunda visita que realiza a Chiapas, dijo que ya tiene programadas platicas con  la iniciativa privada, pero en la próxima visita concertará citas con las autoridades de la entidad para presentarles el proyecto y construirlas en donde el gobierno  no puede llevar al agua.

Álvarez Sánchez ve con agrado las políticas de este gobierno de la Cuarta Transformación que tiene programadas para el campo, para dar apoyo a más de 180 mil comunidades que existen en México, con menos de dos mil 500 habitantes de los cuales, un altísimo porcentaje  carecen precisamente de agua y en consecuencia no pueden producir.

Ojalá que el gobierno del estado considere el gobierno esta técnica como una alternativa de solución al problema del agua, que es viable y comprobada para cualquier zona en el país, concluyó el empresario.

Noticias/Diario Tribuna Chiapas/2019