Lulú Ovilla

Lunes 30 de abril de 2018.

 

Las condiciones de un evento, no definen votos.

Las elecciones del 2018, muy lejos de la paridad horizontal.

 

Las campañas políticas por fin dieron inicio y con ello pudimos apreciar que lo que debe de prevalecer, no es la vida democrática de nuestro estado, sino la guerra sucia, golpes bajos y todo lo que se les pueda ocurrir al candidato para boicotear la campaña del oponente más peligroso que pueda tener y con esa actitud, reconoce que es un contendiente que le va a ganar.

 

Tal fue el caso de Tapachula, donde el Alcalde con licencia, Neftali del Toro, desvió a toda la gente hacia el evento de campaña de Roberto Albores, los comentarios no se dejaron esperar, sobre lo vacío de la plaza de toros, donde dio inicio la campaña de José Antonio Aguilar Bodegas, esa es la actitud del hijo del Diablito Albores y a todos nos debe de quedar claro que, con esa actitud, sería un mal gobernante.

 

Alguien que no le gusta competir limpiamente, no está preparado para gobernarnos, eso quiere decir que, no tiene la capacidad, la experiencia, la madurez política, que tiene su mayor opositor, José Antonio Aguilar Bodegas, Roberto Albores, es un hombre como ya hemos visto, hace mal uso de los programas sociales y en este inicio de su campaña, no podía de dejar de ser la excepción.

 

Si Roberto Albores es candidato del PRI a la gubernatura, es porque Julián Nazar, hizo que las estructuras que todavía controlaba, votaran a favor del ex Presidente del PRI, para ser el único aspirante a gobernar Chiapas, este es un favor que le fue pagado a Roberto, por haber hecho Presidente a Julián, que maravillosa mancuerna de priistas, se tapan con la misma sabana.

 

A hora bien, hablemos de las altas esferas políticas priistas del centro, “papi”, Roberto Albores Guillen, le consiguió la candidatura a su vástago, que es incapaz de hacer las cosas por mérito propio, siempre alguien tiene que ayudarlo, esto es y será siempre evidente, con esos antecedentes de incapacidad, ¡jamás! llegará a gobernarnos, quien gobernaría sería “papi”.

 

Con esto, estaríamos repitiendo lo del casi extinto sexenio verde, para muestra ahí está el botón, es tiempo de cambiar las cosas, de no quedarnos callados, es tiempo de decir, ¡basta!, no podemos seguir siendo, el pueblo pobre, con gobernantes ricos, podemos cambiar la historia de Chiapas, ¡claro que podemos!, que no nos asusten diciendo que una plaza no se llenó, una plaza así, no define los votos.

 

Quien va aganar este 1 de julio, lo decidimos nosotros, los Chiapanecos, a cuantos obstáculos se tuvo que enfrentar José Antonio Aguilar Bodegas, a muchos, pero finalmente llegó y llegó, para gobernarnos, porque como él dice en su discurso de inicio de campaña, se percibe en los que creen en este proyecto, nada ni nadie nos detendrá, por Chiapas, ¡vamos a ganar!

 

En su discurso de inicio de campaña, fue claro y contundente y dijo: busco el poder para cambiar la realidad de Chiapas, una realidad, que lamento, porque nos han despojado de nuestros valores más esenciales, la justicia y el poder seguir adelante, es por ello, que se comprometo a encabezar un gobierno que, sin escusas, ni bloqueos, destruya en los Chiapanecos, la posibilidad a una vida mejor.

 

En los primeros 90 días de su gobierno, se comprometió a que Chiapas crezca, con justicia e igualdad, para seguir adelante, tenemos dijo, que tener un programa de emergencia, de acuerdo con todos los sectores, debemos hacer una tregua para resolver todos los problemas que se han acumulado durante años y eso aseguró, será mi compromiso.

 

Además, reprobó que se hayan llevado los fondos de las pensiones de los trabajadores del ISSTECH, así como la de los maestros del estado, mismos que fueron depositados en casas de bolsa, les quitaron millones y les devolvieron centavos, desquiciaron los programas de pensiones y jubilaciones, son muchos los problemas económicos que se tendrán que ir solucionando, desde el año 2019 hasta 2025.

 

Dijo, son muchos los problemas que este gobierno está dejando, pero lo más grave es que corrompió a la sociedad, pues todo se arregla a billetazos, hoy en día, persiste aun esta situación, por eso tenemos que cambiar y esta elección, debe ser un ejercicio democrático, para ello, propongo cuatro acciones fundamentales, para que el estado salga adelante.

 

Primero, se trata del Plan de Emergencia de Recuperación Económica, recuperación del orden y de la institucionalidad, segundo, un programa que constituya un pacto entre sociedad y gobierno, para que sepamos resolver los problemas con respeto, prudencia y con paciencia y que sea el gobierno, el primero en respetar la ley.

 

Tercero, agregó, un nuevo pacto con la federación, defender a los maestros de la reforma educativa, no es demagogia, no es una confrontación ideológica y cuarto, un nuevo sistema de salud, adecuado y de todos los rubros, que ahora si, lleven beneficio a la sociedad en Chiapas.

 

Dijo que los chiapanecos, no podemos seguir teniendo clínicas y hospitales que no tenga medicinas, medidos, ni material quirúrgico, que no puedan brindar el mínimo de atención, porque no cuentan con especialistas, tenemos que diseñar un nuevo modelo económico para Chiapas, sin la dadiva de la mano extendida, atendiendo la producción, que es lo único que genera empleo, seguros y bien remunerados.

 

Además, lamentó que, en Chiapas, tengamos una desigualdad social y muy injusta, desde hace más de 200 años, es el clamor, sentir y la exigencia de los Chiapanecos, cambiar ese sistema de justicia, en comunicación real con la sociedad, pero tenemos heridas muy abiertas en Chiapas, porque se siguen generando los enfrentamientos y las expulsiones.

Se tiene que generar la cultura de un régimen de vida, para todos los sectores de la sociedad, en todas las regiones del estado, incluso hasta en la costa, que nunca se había presentado, Aguilar Bodegas, dijo, esto, se debe a injusticias del pasado, por lo que se comprometió a incluir en el plan de gobierno con la ayuda del talento, del compromiso y profesionalismo de abogados de buena fe.

 

Generar el diseño de un programa de justicia transicional, donde ninguno de los crímenes del pasado ni violaciones a los derechos humanos, puedan quedar impunemente, porque hoy se sigue alentando, las expulsiones, las muertes, y los enfrentamientos, sin poder poner fin, entre las comunidades y las familias, que mucho adolecen esa situación, al refugiarse en las montañas.

 

Dijo también, que se va a crear un programa emergente que rescate al campo y la agricultura, que es más de la mitad del campo de Chiapas, combatir la roya del café, los malos precios que hay, le pediremos a la federación, un ajuste de cuentas, por todos los fraudes que se cometieron.

 

Indicó que, del café, dependen muchas familias de Chiapas, rescatará a las pequeñas y medianas empresas, así como a las constructoras que están quebradas, porque no se les ha pagado, también pugnara, para que la obra en nuestro estado, sea para las empresas Chiapanecas, tenemos que diseñar un nuevo modelo económico, sin la dadiva de la mano extendida.

 

No busco el poder, para para ser un gobernador como tantos que hemos tenido, que solo lo usan para caprichos, venganzas y acabar con todo lo que tenemos, busco el poder para cambiar la realidad de Chiapas, nos han quitado la oportunidad de que sigamos siendo una familia integrada, nuestros hijos se van de Chiapas, para buscar empleo fuera de nuestro estado.

 

Estoy firmemente convencido, que ustedes van a luchar contra las dadivas que da el sistema, juntos venceremos en las urnas del 1 de julio, yo no ofrezco darles una despensa, nunca he ofrecido dinero, pero eso sí, cuanto cargo de elección he tenido, lo que les he ofrecido, lo he cumplido y lo he hecho, acorde a la dignidad de ustedes.

 

Con esta campaña, sus votos no van a ser para mí, van a ser para ustedes, para tener una vida digna, tranquila y de prosperidad, juntos tendremos cambiar los colores de palacio de gobierno, no va ser únicamente para cambiar quien ejerce los mismos vicios, sino para que haya una transición de fondo, Chiapas, necesita un cambio de sistema hasta lo más profundo de su mente.

 

La cerrazón

 

Hace aproximadamente un mes, se cumplió 64 años del reconocimiento del derecho al voto de la mujer en nuestro país y el atraso es más que evidente, la historia no reconoce aun, toda la lucha de las mujeres, a pesar de todo el esfuerzo de, su voz, su liderazgo, su sacrificio, sus muertes, en esta complicada lucha por el poder, a las mujeres difícilmente se le quiere compartir esa parte de poderío.

 

 

El Artículo 41, base I de la Constitución, presupone el establecimiento de reglas y medidas, que faciliten que las mujeres sean elegibles a cargos de elección popular, en condiciones de igualdad con los hombres, es por eso que después de diversas demandas ante TEPJF, se interpretó como jurisprudencia, la implementación de la paridad horizontal.

 

Todavía existe mucha resistencia política, algunas personas no están de acuerdo con el anterior sistema de cuotas, ni con el nuevo de paridad, argumentan que, debe ser por meritocracia, el acceso a dichos cargos, pero lamentablemente en nuestro país, contamos aun con una cultura patriarcal, que impide el avance democrático de una sociedad con mayoría femenina en la población y en los padrones electorales.

 

Una de las muchas resistencias que las mujeres han encontrado, son en los municipios, ya que la paridad horizontal les quita el derecho a reelegirse a los Presidentes Municipales en funciones, pero algo que ellos deben de entender es que, la paridad está por encima de la reelección, por derecho, la Suprema Corte, ya se han pronunciado y las Naciones Unidas, lo tiene bien establecido.

 

Los Alcaldes, que son los que más se resisten a aceptar la paridad de género, les debe de quedar claro que, la participación política de las mujeres es un derecho humano como tal y que la reelección es un mecanismo de la participación política y entre mecanismo y el derecho humano, lo que debe de prevalecer, es el derecho humano, por encima de cualquier interés de poder político.

 

La cultura patriarcal que todavía existe en pleno siglo XXI, mata a la democracia de nuestro país, 64 años de lucha, una lucha encarnizada, por hacer valer un derecho, todavía no les queda claro, que las mujeres no están pidiendo un favor, para ser reconocidas, sino están exigiendo que al ser mayoría en población y en los padrones electorales, se respete sus derechos a una vida libre de violencia.

 

El rezago y la resistencia que todavía existe en algunos partidos dominado por hombres, es una vergüenza para la vida democrática de México, las Chiapanecas en estas elecciones se han tenido que enfrentar con actitudes retrogradas, como fue el caso de Berty Roblero, donde su partido MORENA, “la bajo” de la candidatura a la Alcaldía Tuxtleca y puso a un hombre.

 

Nos falta muy poco para lograr que la paridad horizontal (50-50) se haga una realidad en nuestro país, pero poco, no significa trabajar menos, significa, que hay que meter toda la carne al asador, debemos unificar criterios, poder, impulso entre mujeres, dejarse de egoísmos, dejar de ser alfombras, prepararnos, para que, con cultura y experiencia, finalmente podamos derrocar, a ese patriarcado, que tanto nos lacera.

Correo electrónico: lulu_oc1507@hotmail.com